Crónica a 92 dos años de los hechos. La Cristera en los Altos.

San Miguel el Alto.

El dos de enero de 1927, dice el “Diario Cristero” “que a las seis de la mañana, los jefes levantados en armas, Miguel Hernández y Victoriano Ramírez (a) “Catorce”. Acompañados de 60 hombres, atacaron esta plaza, defendida por el Presidente Municipal José María López, su hijo Miguel, el director de la escuela oficial de niños Eligio Bañuelos y seis policías, los cuales resistieron en la presidencia Municipal y en las torres del templo parroquial, durando el combate desde esa hora hasta las cinco de la tarde del siguiente día. El joven Eutiquio Romo, durante el tiroteo, con una gavilla de rastrojo, prendió fuego a la puerta de la Presidencia, logrando apagar los sitiados”.

Sin embargo, los documentos oficiales, nos dan más datos de este primer ataque organizado por los jefes Victoriano Ramírez López (Catorce) y Miguel Hernández. La siguiente información pertenece al Juzgado Menor de San Miguel el Alto, la cual acota lo siguiente:
“Averiguación con motivo del ataque rebelde con fecha
2 y 3 de enero de 1927”

“En la villa de San Miguel el Alto, a los cuatro días de mes de enero de mil novecientos veintisiete a las nueve horas, el Juez Menor que subscribe, hace constar lo siguiente: durante los días dos y tres del citado mes, fuerzas rebeldes en número aproximado de cincuenta hombres, comandados por un dizque Coronel Miguel Hernández, atacaron esta plaza, resultando incendiada la puerta de dos ventanas que están en el portal Independencia, de las que miran al oriente, sin que se hayan destruido totalmente por el fuego, la espiga del contra marco o parte superior de una de las ventanas que miran al norte en las piezas que sirve (de) al Juzgado Menor de este lugar rota, por lo que con facilidad al mover dicha ventana, se desprendió la hoja correspondiente a la espiga, la ventana de la pieza que sirve a la oficina de Tesorería Municipal, algo destruida, como forzada para abrirla, la puerta del Juzgado menor, fue destruida o forzada su chapa por medio de un balazo para penetrar en ella, encontrando todo el archivo tirado por el suelo y en desorden diseminadas por varias partes de la casa Municipal, se percibe varios compactos de balas, sin saber precisar cuales corresponden al actual combate, que se libró entre los rebeldes mencionados y las Autoridades Municipal, que se hizo fuerte con sus agentes de policía dentro de la citada Casa Municipal, hasta tener que huir como a las dieciocho horas del día tres, repito sin poder precisar cuáles impactos corresponden al actual combate, por haber antiguos en combates ya librados anterior mente, entre contendientes de anteriores revoluciones. Conste la presente como parte Judicial exponiendo: que en tanto se restablezca del todo el orden de las cosas, se ampliaran sin necesario fuere la presente.
Así termino la presente que se firma para constancias.
A. Macías. J. Torrez.

Fuente: Victoriano Ramírez López “El Catorce” El Hombre detrás la Leyenda.




Fuente